Puerto Rico: avería vuelve a dejar sin luz a San Juan

La avería dejó a oscuras al área metropolitana y otros municipios.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    AEE sigue confiada en que se logrará el 50% en los próximos días.

    (Published viernes 10 de noviembre de 2017)

    Algunos clientes de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) que tenían servicio y que se quedaron sin luz el jueves por una avería en la línea de 230 mil voltios que discurre entre Cambalache en Arecibo y Manatí, tendrán que esperar al menos hasta el mediodía para ver el servicio restablecido.

    Así lo adelantó el viernes, el director ejecutivo de la AEE, Ricardo Ramos en una entrevista radial (WKAQ).

    “Yo diría que para el mediodía de hoy, todo el que tenía luz ayer, la debe tener. Sí te puedo decir que todos los hospitales, muchas de las fábricas, comercios y áreas residenciales tanto en Guaynabo, Carolina, Caguas, Bayamón y San Juan ya tienen el servicio eléctrico y esperamos estar en la misma situación que estábamos ayer antes de que ocurriera el evento, para cerca del mediodía”, dijo Ramos.

    Cerca de las 11:00 de la mañana del jueves cientos de clientes de la zona metropolitana y la zona norte se quedaron sin energía eléctrica por una avería reportada en la línea de 230 mil voltios entre Cambalache en Arecibo y Manatí. Esa línea se origina en la Central Aguirre en Salinas, llega a Costa Sur en Guayanilla y luego a Cambalache en Arecibo. Luego discurre hasta Manatí y luego a Bayamón.

    “Al depender exclusivamente de una sola línea, tuvimos una falla eléctrica. La línea no se rompió, no se cayó. Simplemente hubo un contacto eléctrico. No pudimos determinar exactamente con qué de dos cosas: se encontró una rama cerca a la línea pero no se veía quemada. Se cortó. Cerca del Coliseo de Manatí había una grúa haciendo unos trabajos muy cerca de la línea. Ahí se vio signos del algún tipo de arco. Fuimos a invstigar, pero ningún vecino dijo nada. Los de la grúa dicen que no fueron ellos, así que simplemente continuamos”, relató Ramos.

    Explicó que al desconectarse el sistema, los trabajadores tienen que desconectar cada alimentador manualmente, pues no se pueden ver las subestaciones de forma remota por la pérdida de la fibra autóctona de la AEE. Esto para evitar sobrecargas cuando se reconecte el sistema. Entonces hay que encender los alimentadores uno a uno. Esta situación ha ocurrido en cinco ocasiones ya.

    Con la avería, la generación de energía disminuyó a 18%. El viernes al mediodía el por ciento estaba en 41, según el Gobierno. 

    Ramos hizo hincapié en que se mantienen las metas establecidas de lograr el 50 por ciento de la generación para el 15 de noviembre y el 95 por ciento para el 15 de diciembre. 

    “Yo entiendo la desesperación que hay porque tenemos todavía mucha gente sin energía. Estamos hablando de algun 67 por ciento de personas sin energía, pero ha sido una destrucción masiva. A la vez que a la gente le llega la luz, se le olvidó el huracán”, apuntó.

    Sin embargo, dijo es importante tener en operación una segunda línea que sirva de resguardo entre el sur y el norte. “Es inminente, sumamente importante que traigamos una segunda línea que nos una el norte con el sur, que sirva de resguardo a la que ya tenemos. A finales de la semana que viene ya debemos tener esa línea si el tiempo ayuda. Si la lluvia es suave, nosotros seguimos trabajando, pero la lluvia fuerte nos afecta”, explicó.

    “La semana que viene vamos a estar bien pendientes. Vamos a estar metiendo presión para que eso se logre a finales de la semana que viene”, agregó.

    Luego trabajarán con la línea que discurre entre Aguas Buenas y Carolina.

    Ramos admitió que actualmente el sistema opera con bastante estabilidad a pesar que se tuvieron que corregir algunos errores de control de frecuencias en las unidades 5 y 6 en la Central de San Juan. “Lo que se ha restablecido, se ha restablecido bien. Tuvimos practicamente dos semanas de servicio sin ningún tipo de situación”, aseguró.

    Entretanto, dijo que le solicitaron al Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Estados Unidos (USACE por sus siglas en inglés) una turbina adicional para Yabucoa, que debería ocurrir entre tres y cuatro semanas. La misma se sumará a dos turbinas que ya se repararon en Naguabo y Ceiba. Además, se reconstruyeron dos líneas de 115 mil voltios de Yabucoa a Humacao.

    Con eso, podrán energizar el Hospital Ryder, una empresa de gases industriales y oxígeno, así como otras fábricas y sectores residenciales.

    Actualmente en la isla hay cerca de dos mil trabajadores de Estados Unidos. Dijo que el jueves llegaron cerca de 78 trabajadores de Nueva York y que en el fin de semana llegarán trabajadores adicionales para completar cerca de 200. El domingo llegarán los camiones para esos trabajadores. Para el 27 de noviembre, la AEE traerá aproximadamente 500 empleados adicionales, mientras que el USACE debe estar trayendo cerca de 2,500 trabajadores más.