"Víctima" de ataque a maratón acusada de fraude

"Víctima" de ataque a maratón acusada de fraude

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    "Víctima" de ataque a maratón acusada de fraude
    NBC

    BOSTON - Quedó libre a la espera de juicio una mujer que dijo ser víctima de los atentados del maratón de Boston y que ha sido acusada de la obtención fraudulenta de casi 40,000 dólares.

    Joanna Leigh, de 41 años y residente del vecindario de Jamaica Plain, fue acusada de recibir dinero de varias fuentes después de mentir acerca de haber sido herida en el ataque. 

    Leigh dice que sufrió lesiones cerebrales traumáticas, y los cargos son una represalia por sus críticas al One Fund Boston por no ayudar a las personas con lesiones cerebrales.

    En corte se declaró no culpable y deberá volver el 7 de mayo y entregar su pasaporte. Tampoco podrá salir de Nueva Inglaterra con la excepción de Nueva York sin notificarlo con anticipación.

    Los fiscales dicen que Leigh estaba en el maratón, pero que ella no resultó herida. No buscó tratamiento médico y afirmó haber sufrido alguna lesión hasta aproximadamente dos semanas después del ataque, cuando supuestamente dijo que actuó como una "heroína" y corrió hacia la segunda de la dos explosiones.

    Los investigadores dicen que ella buscó un pago de más de 2 millones de dólares, pero se negó a liberar sus registros médicos para la autenticación de sus reclamaciones.

    De acuerdo con la Oficina del Fiscal de Distrito del Condado de Suffolk, Leigh recibió más de 18,000 dólares del fondo de compensación a las víctimas de crímenes violentos de Massachusetts.

    También presuntamente tomó un pago de 8,000 dólares del  "One Fund Boston" , recibió más de 9,000 de una recaudación de fondos en línea y tomó $ 1,700 cuando una escuela intermedia en Mattapan recaudó dinero para ella.

    Leigh aceptó personalmente un cheque de la escuela en una ceremonia, según los fiscales.

    La sospechosa se enfrenta a cinco cargos de robo por procedimiento fraudulento y otro por la presentación de una reclamación falsa a una agencia gubernamental.

    Las acusaciones se basan en un examen minucioso de los registros financieros y médicos, así como una revisión de video de vigilancia, el testimonio de testigos, dictámenes médicos, declaraciones de Leigh a los investigadores en los días posteriores al atentado, y las diferentes y contradictorias historias que comenzó a decir a medios de comunicación locales y nacionales las semanas posteriores.