Boston removerá nieve y derretirla en "granjas"

Boston removerá nieve para derretirla en "granjas"

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Boston removerá nieve y derretirla en "granjas"
    Telemundo Boston

    BOSTON - El alcalde de Boston Marty Walsh dijo que se mantiene todavía la emergencia invernal y la prohibición de estacionar en la vías principales por lo menos hasta buena parte del martes. 

    Recordó que en Boston no hay clases este martes y las bibliotecas también estarán cerradas. Respecto a los días de clases que habrá que recuperar autoridades mencionaron que la ley estatal no prohibe que las clases vayan más allá del 30 de junio pero el contrato colectivo de los maestros del municipio sí tiene esa prerrogativa.

    Por otra parte explicó que a medida que vaya pasando la tormenta invernal la limpieza de las calles llevará hacia la remoción de nieve y el derretimiento de la misma en las "granjas de nieve" habilitadas por la ciudad.

    Al menos 6,000 camiones han cargado nieve para removerla de la calles.

    Advirtió que quien no cumpla con la prohibición de estacionar será multado. Hasta ahora la Policía de Boston por lo menos 425 carros han sido remolcados.

    Walsh dijo que los dueños de propiedad deben estar revisando tejados y citó que ya ha habido colapso de estructuras por el peso de la nieve.

    "Por favor despeje sus aceras, rampas para discapacitados, los respiraderos de la calefacción y tubos de escape" comentó Walsh.

    Los refugios para personas sin hogar están abiertos y si ve alguna persona en necesidad llame al 911.

    Sobre el gasto destinado a atender la emergencia invernal Walsh dijo que al final de esta semana se estará excediendo por más del doble el presupuesto para estos casos.

    Cabe destacar que el servicio de trenes interurbano o commuter rail fue suspendido en sentido hacia Boston. Solamente se presta servicio a quienes salen de Boston.

    Como algo positivo el crimen en la ciudad ha bajado estas últimas dos semanas según el comisionado de la Policía de Boston, William Evans, quien bromeó sobre que de le gustaría que nevará todos los días.