Sobredosis fatal y arrestan presunto proveedor

Muere por sobredosis y capturan a presunto proveedor

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Sobredosis fatal y arrestan presunto proveedor
    Shutterstock
    Foto de archivo. No relacionada con contenido de la noticia.

    BEVERLY - Un mensaje de texto ayudó a la policía a la captura de un hombre de Lawrence quien enfrenta cargos de distribución de drogas y quien pudo haber sido el proveedor de una mujer que murió la semana pasada por una sobredosis.

    Según las autoridades, tras revisar el teléfono de la víctima notaron que había enviado un mensaje de texto solicitando heroína y cocaína a un contacto anotado como "Mannuel" el pasado 6 de marzo, según informa el diario Eagle Tribune.

    Los detectives decidieron averiguar quién era esa persona y le enviaron un mensaje de texto desde el teléfono de la mujer fallecida, de 34 años, solicitando en la jerga de los traficantes "cuatro marrones y tres blancos", es decir, 4 gramos de heroína y 3 de cocaína. Luego esperaron en la casa de la víctima en el 32 Broadway en Berverly.

    Al lugar llegó Miguel Castillo-Moya quien al saber de la presencia policial trató de huir y presuntamente poner en su boca la mercancía cuando iba a ser arrestado. En su huida se fracturó un brazo.

    Castillo Moya, de 26 años, fue imputado de cargos el viernes en la Corte de Distrito de Salem. Se le fijó una fianza de 100,000 dólares y además de cargos por posesión de heroína y cocaína con intención de distribuir, enfrenta otros por conducir después de la suspensión de la licencia, conducta desordenada y resistencia al arresto. Su libertad bajo fianza en un caso pendiente por distribución de heroína en Peabody también fue revocada.

    Isabel Ortega, de 50 años y de Roxbury, quien estaba en el auto con Castillo-Moya, también fue acusada de posesión de heroína y cocaína con intención de distribuir, así como dar un nombre falso a la policía. También se le fijó fianza de 100,000 dólares. Ambos deben regresar a la corte el 7 de abril.

    Sus abogados defensores negaron que ellos estuvieran tragando algo cuando se vieron descubiertos y que las porciones de drogas encontradas eran sólo medio gramo de cocaína y en un banco de nieve hallaron medio gramo de presunta heroína.